Más de 350 especialidades congeladas
Entrega gratuita a domicilio*
Garantía de sabor
Compra desde casa
Forma de pago cómoda

Intolerancia a la lactosa ¿Qué es y cómo saber llevarla?

Intolerancia a la lactosa ¿Qué es y cómo saber llevarla?

¿Te sientes molesto a menudo después de consumir leche o productos lácteos? ¿Has desayunado un delicioso plato de fruta y yogur y te ha sentado mal? Eso podría deberse al azúcar de la leche. Te damos a continuación algunos consejos útiles para mejorar tu día a día si eres intolerante a la lactosa.

¿Qué es la intolerancia a la lactosa?

Es la intolerancia al azúcar de la leche o la mala digestión de la lactosa o la intolerancia a la lactosa. Las personas que lo padecen no digerirla o solo de forma incompleta. ¿Qué sucede exactamente en el cuerpo?

En el intestino, la enzima lactasa asume esta función de tijera. La lactasa divide la lactosa en dos azúcares simples glucosa y galactosa . Las personas que son intolerantes a la lactosa carecen de la enzima lactasa.


El resultado: la lactosa solo se descompone lo suficiente en sus componentes y finalmente llega al colon sin dividirse. Aquí es donde surgen las reacciones no deseadas:
 

  1. La lactosa se descompone en ácidos grasos de cadena corta y gases hinchantes como dióxido de carbono, metano e hidrógeno. 
  2. El azúcar de la leche tiene la propiedad de aglutinar el agua. A través del llamado "efecto osmótico", el agua es succionada desde las células hacia el intestino grueso. 

 

Como resultado, se desarrollan flatulencias y diarrea, así como calambres de estómago e incluso vómitos.

 

Síntomas

 

El dolor abdominal, las náuseas, los vómitos, la diarrea o los gases son algunos de los síntomas más comunes. Además, los síntomas no específicos tales como lata fatiga, falta de energía, fatiga, mareos, náuseas, dolores de cabeza, insomnio y falta de concentración son algunos otros que pueden producirse. Si padeces una o más de estas dolencias y consume productos lácteos con regularidad, acude a tu médico para un correcto diagnóstico porque podrías ser intolerante a la lactosa.

 

Formas de intolerancia a la lactosa

La intolerancia a la lactosa adquirida


Es la forma más común. Aproximadamente el 80 por ciento de los europeos puede tolerar la lactosa durante toda su vida. El 20 por ciento desarrollará intolerancia a la lactosa a lo largo de su vida. La disminución de la actividad de la lactasa con la edad es un proceso fisiológico completamente normal. Por lo tanto, las personas mayores generalmente toleran la leche y los productos lácteos peor que los jóvenes. Pero, así como esta forma de intolerancia a la lactosa solo ocurre a lo largo de los años, también puede influir en la otra dirección: si prescinde de lactosa durante un largo período de tiempo, la lactasa puede retroceder. Si luego devuelves correctamente su cuerpo a la lactosa, puedes recuperar tu tolerancia.

Curiosamente, los europeos son relativamente insensibles; por el contrario, casi el 100% de la población de Asia y África desarrollará intolerancia a la lactosa durante su vida.

 

 

Deficiencia primaria de la lactasa


En esta forma bastante rara, el cuerpo produce solo cantidades muy pequeñas de la enzima lactasa desde el nacimiento o incluso está completamente ausente. Esta enfermedad metabólica puede ocasionar problemas masivos a la hora de consumir leche y productos lácteos desde la niñez. Puede ayudar agregar medicamentos a la enzima. evitar o cambiar a alimentos alternativos. La deficiencia primaria de lactasa suele ir acompañada de otras intolerancias, por ejemplo, al gluten y la fructosa.

 

Deficiencia secundaria de lactasa


La deficiencia secundaria de lactasa no es genética, sino que surge como resultado de ciertas enfermedades. La deficiencia de enzima puede ser causada, por ejemplo, por enfermedades del intestino delgado como la enfermedad celíaca, enfermedad de Crohn, infecciones bacterianas, por cirugía gastrointestinal o el uso de antibióticos. El tratamiento de la enfermedad subyacente y la normalización de la mucosa intestinal a menudo conducen a una mejora de la intolerancia a la lactosa.

Recordad que para cualquier tipo de diagnóstico es necesario acudir al médico especialista para que pueda determinar qué tipo de intolerancia es la que se tiene y cómo poder mitigar sus efectos.

Aparición de lactosa

La peculiaridad de la lactosa es que (en comparación con otros tipos de azúcar) se encuentra naturalmente solo en la leche de las mujeres que amamantan y en la leche de los mamíferos. La concentración de lactosa depende del tipo.


La lactosa también se utiliza como coadyuvante tecnológico en los alimentos. El azúcar de la leche estabiliza los colores y retiene el agua. 

Aquí puedes encontrar la lactosa

Productos lácteos:  Leche en todas las variaciones, incluidos suero de leche y suero, yogur, crema, crema agria, quark, mantequilla, así como queso y preparaciones de queso.

Pan y productos horneados: Tipos de pan y bollería elaborados con leche y derivados, tortas, gofres, bizcochos y similares.

Comidas listas: Por ejemplo, pizzas que contienen queso, algunos alimentos enlatados (por ejemplo, encurtidos o pescado que contienen especias con lactosa)

Embutido: Productos de salchicha (por ejemplo, salchichas hervidas o salchicha de hígado) elaborados con lactosa

A menudo, también se toleran pequeñas cantidades de lactosa. Hay algunos alimentos que contienen poca lactosa de forma natural, como el gouda, el parmesano o la mantequilla. Los productos de leche agria como el yogur también pueden ayudar al cuerpo a digerir mejor la lactosa gracias a las bacterias del ácido láctico que contienen.

Sobre todo, una prueba y un enfoque sencillos te ayudarán a aprender a reconocer su propia tolerancia. 

 

 

Disfruta sin lactosa ¡Muy fácil!

Ahora puedes encontrar una gran selección de productos alternativos. Nuestro surtido de productos sin lactosa hará que puedas disfrutar de todo el sabor sin sentirte mal.
 
Además, por supuesto, también tenemos una gran selección de productos que naturalmente no contienen lactosa. Con la ayuda del filtro de alérgenos, nuestra web www.bofrost.es ofrece una descripción general de toda nuestra gama de productos naturalmente libres de lactosa. ¡No sabrás cuál elegir!

 

artCategory=blog&article=intolerancia-lactosa&l=es